sábado, 28 de febrero de 2009

...NAPALM...


Que la vida es una actitud, y la pasión su punto de partida, es algo que tengo muy claro y como tal, lo traslado a mi trabajo. Pero en este caminar, pasamos por ciertos días en los que francamente, estamos rodeados de gente contaminante de manos en los bolsillos… representantes del bostezo de la desidia, son, el encefalograma plano de la desgana… estos son, los malditos días en los que el teatro sufre por dentro, cada vez que surge una sin gana en un proceso creativo, por pequeño e intrascendente que a esta gente le pueda parecer, este se multiplica en detrimento en su puesta en escena diaria… me gustaría eliminar la carcoma de la desazón a base de “napalm”… y cortar su propagación con una vacuna de sangre nueva, que nos ayude a ver la belleza de nuestro trabajo en medio de la oscuridad de la caja escénica, propongo un trasvase de ganas, y el que no juegue que se dedique a otra cosa, que ya nos echara de menos en lontananza. Las mañanas son para levantarse, y el teatro se trabaja con los ojos abiertos, cada uno sabe lo que tiene que hacer y cómo hacerlo. Combatamos pues la polilla, fumigando con la garantía de que el trabajo disfrutado, pensado, y repartido, se convierte siempre en beneficio productivo, y como tal siempre suma, es una cuestión de peso específico. El teatro no es para consumirse, es para renacer, y reinventarse a nuestro antojo… la inquietud contra la pesadumbre. La monotonía nace en la languidez, la languidez en la apatía... y la apatía en uno mismo…

…cuidado costumbristas, que el alborozo de los "no" conformes, está llegando y "brazos en jarras", armados hasta los colmillos con lápices de colores, se disponen a pintar en los bostezos sonrisas… y en las sonrisas alientos…



…tropiezo en las mismas piedras cada vez que cruzo el rio, uno parece que vive, en el placer de mojarse…

10 comentarios:

P Vázquez "ORIENTADOR" dijo...

Necesitamos artistas que nos alegren la vida.

Jeanne dijo...

No está tan mal tropezar siempre en las mismas piedras....al menos es como transitar por un camino de rio conocido...

Aqui con el frio no apatece mojarse...pero depende de tu hemisferio, si estás en el sur....no hay peligro de resfriarse.

Animo.

J.

arena dijo...

El azar me ha traido hasta tu ventana y justo en este momento en que el miedo me cerraba la garganta me ha venido genial sentir que soy una persona de mojarse en cualquier rio...gracias navegante!.

XoseAntón dijo...

Me entristece pensar en el trabajo como un bien, si es que ya hubo quien dijo: "ganarás el pan con el sudor de tu frente". Y eso a mí me suena a castigo. Al ritmo que vamos, pagaremos por trabajar, si es que no se hace ya... En fin, qué triste. Lo siento.

Un lobuno saludo

Belén dijo...

Es duro luchar contra esa gente, porque a pesar de no tener energía, la quitan que da gusto...

Besicos con pasión

lys dijo...

Es verdad, lobo... es como una cadena si nos descuidamos nos enlazan la inquietud, la languidez, el aburrimiento, y todas esa hierbas que son producto de la desgana.

Te dejo un beso

Rayuela dijo...

Bien, Lobito! Dibujemos con los lápices de colores en los apáticos,en los aburridos,en los bostezadores!


El teatro es para renacer, etonces la vida es teatro!

estherpino dijo...

Hay gente especializada en pintar sonrisas con todos los colores del arco iris. Gracias a ellos la vida, algunos días, deja de ser gris.
Tú eres de esas personas.
Un abrazo.

Antoñito dijo...

La monotonía se hace si tú quieres. El aburrimiento idem. El problema es compartir esas ganas por cambiar el día a día. Te encuentras finalmente sólo para combatirlo, y te unes a la corriente. Yo procuro no caer ahí, pero al final es inevitable. Saludos

swift dijo...

he caído aquí viniendo de otra galaxia y he leído tu bla, bla, el primero que salió, y estoy de acuerdo contigo, desde el principio hasta el final, y más si cabe con el teatro, esa energía, ese gusto por hacer las cosas. ah, amo lo que dices, aunque yo no sea de teatros ni de nada parecido. gracias